fbpx

Como adaptarse a la Cuarta Revolución Industrial

Inicio » Como adaptarse a la Cuarta Revolución Industrial

La revolución tecnológica es un impulso en constante movimiento que acompaña a las distintas sociedades en su proceso evolutivo. La implementación de la inteligencia artificial es, actualmente, una realidad en materias tan dispares como la medicina o el procesamiento de datos en la administración. Este paso adelante obliga a la sociedad a observarse en el espejo y a adoptar un nuevo comportamiento que le permita emparejarse con un proceso imparable.

Un documental elaborado por la Fundación Funcas en España ahonda en las perspectivas formativas y laborales de la sociedad actual en pleno desarrollo tecnológico: “La Cuarta Revolución Industrial está transformado profundamente la sociedad, impulsada por una serie de desarrollos tecnológicos. No creo que podamos sobrevivir como especie y afrontar los retos a los que nos enfrentamos sin la ayuda de las tecnologías que estamos desarrollando ahora”, señala Nuria Oliver, doctora en Inteligencia Artificial por el MIT. “Se prevé que la transformación digital destruya 75 millones de puestos de trabajo, pero que cree 135 millones.

“El modelo educativo actual necesita una revisión, porque sus orígenes son de era industrial en lo que se fabricaba en serie y masivamente. En esta era actual lo que se caracteriza es el trato personal adecuado que las tecnologías de la información lo están haciendo posible”, apunta Faraón Llorens, director de la Cátedra de Transformación Digital de la Universidad de Alicante.

El auge de la Formación Profesional

De hecho, para algunos entrevistados, La universidad ni siquiera ha de ser el lugar en el que obtener esos conocimientos. “Hay que perderle el miedo a la Formación Profesional (FP)”. La Unión Europea está viendo que a cinco años se va a requerir un 65% de FP versus universitarios, y ahora es al revés. En España tenemos una obsesión con la titulación”, destaca Elena Ibáñez, fundadora y CEO de Singularity Experts. “Hemos vivido en una época en la que estudiabas una licenciatura, si tenías suerte, dinero y tiempo podías estudiar después un posgrado, y eso te iba asegurando una trayectoria profesional. Y ahora vivimos en un momento en el que personas con posgrado no tienen una trayectoria de éxito ―el 30% de los graduados universitarios no encuentra trabajo cuatro años después de graduarse según el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades―, y las que tienen una FP o hasta sin ella, pero que aprenden cosas concretas y lo hacen bien, tienen unas carreras súper exitosas”, añade Leal.

Con un universo de posibilidades de aprendizaje multiplicado exponencialmente con la aparición de las redes sociales, las posibilidades de formación y adaptación a las necesidades presentes y futuras marcarán el éxito de los próximos pasos dentro de la Cuarta Revolución Industrial. Eso sí, aunque la tecnología se haya convertido una inseparable compañera de viaje, todo sigue dependiendo del ser humano. “Los momentos de disrupción tecnológica son momentos en los que hay más demanda de dar sentido a la evolución social”, resume Torres.

Dimas Espinal.

Redacción para Blog HDC.

Fuente: elpais.com/economía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba