Los obstáculos que te impiden comenzar tu carrera como freelance pueden variar. Puedes inventar excusas y no querer abandonar la comodidad de tu trabajo, con el horario normal de 8 a 5 pm, o puedes temer que no haya suficientes ingresos al inicio. Es normal dejarse llevar por la incertidumbre y sentir que no es el momento adecuado, porque la verdad es que, nunca estarás 100% listo.

Pero hay algo que no puedes negar, si estás leyendo este artículo, es porque la decisión ya está tomada y quieres saber cómo iniciar en el mundo del empleo independiente. Así que, deja todas las excusas atrás y concéntrate bien, si realmente deseas iniciar el recorrido y dar ese primer paso finalmente, Honduras Digital Challenge te ofrece las pautas para que comiences ¡desde hoy mismo!

1) Elige tu nicho y comienza.

Obviamente, solo tú conoces bien lo que más te apasiona. O al menos sabes con qué te gustaría empezar. Las oportunidades que se te presentarán en el mundo del emprendimiento en línea son tantas y tan variadas, que ni siquiera puedes imaginarlas ahora.

Tal vez continúes con tu trabajo actual como contador, vendedor, diseñador web o escritor, pero sin duda, encontrarás a tus propios clientes e intentarás construir tu marca personal desde el inicio. Por eso es crucial comenzar con poco y profundizar en el campo que desees más adelante.

Para mantener tu enfoque y asegurarte de servir a los clientes exactos que te necesitan, elige bien tu nicho de mercado. ¿Y qué significa esto? Por ejemplo, si empiezas como escritor independiente, seguro te querrás especializar en algo específico, sean mejoras para el hogar, desarrollo personal o temas legales, etc.

Al hacerlo, será mucho más fácil construir tu cartera, ser conocido como un experto(a) en ese nicho y atraer la atención de aquéllos que necesitan servicios solo en esa industria. Esto nos llevará al siguiente paso en tu viaje para comenzar una carrera independiente.

 

2) Determina los conjuntos de habilidades con los que comenzarás

¿Por qué empezar con las habilidades? Porque nunca sabes lo que te gustaría hacer dentro de 10 años. Comenzar con la escritura independiente,  por ejemplo, y pasar al marketing digital es algo que suele ser muy común entre escritores independientes, aunque por supuesto, no aplica en todos los casos.

Tus habilidades te ayudarán a determinar el camino que quieres seguir como profesional independiente. ¿Eres bueno con la escritura? o ¿te apasiona la codificación, el desarrollo web, etc? ¿Prefieres el diseño gráfico?, ¿o no crees ser particularmente bueno en algo específico, y aún necesitas tiempo para averiguarlo?

Según tus intereses, puedes realizar tareas simples como asistente virtual, escritor freelance, o trabajos de web developer o diseñador gráfico. Lo importante es iniciar la preparación con algo que te interese mucho y te sientas cómodo al hacer, y aprender. De esta forma, continuarás por el tercer paso:

 

3) Construye tu cartera

Construir tu cartera es algo que debes comenzar desde ya, aunque aún te encuentres en tu trabajo habitual y no seas un profesional independiente. ¿Por qué? La competencia es feroz en línea, al igual que en cualquier otro campo. Y nadie quiere trabajar con personas que no tienen pruebas de su trabajo anterior.

Los diseñadores web independientes, por ejemplo, pueden crear sitios web por sí mismos. Los desarrolladores y los programadores pueden crear nuevas empresas, si es posible. Si eres un asistente virtual o escritor independiente, necesitas configurar un sitio y comenzar a escribir publicaciones de blog, servicios que puedes ofrecer, etc. A continuación, los utilizarás como muestras cuando conectes con posibles empleadores.

Invierte tu tiempo libre y fines de semana durante una semana o un mes, tu cartera servirá como la base de tu trabajo por cuenta propia, así que no apresures el proceso de creación. La buena noticia es que probablemente ya tengas una habilidad rentable (incluso si no te das cuenta), pero además de esto, puedes aprender prácticamente cualquier habilidad de forma gratuita en plataformas como Coursera, edX, o Udemy.

Los clientes determinarán qué tan bueno o malo eres. Tú determinarás cuánto trabajarás, qué tan productivo serás y cada otra elección que desees tomar. Y recuerda, nadie dijo que el proceso es fácil, así que mentalízate bien que como todo lo demás en la vida, lo rápido y lo bien que hagas el trabajo dependerá solamente del esfuerzo y constancia que le pongas.

 

4) Promocionate

No tienes que usar Upwork necesariamente (pero siéntete libre de usarlo si así lo deseas). Puedes crear “canales de oportunidad” y publicarte en lugares donde las personas puedan interesarse en tus servicios, con tu portafolio en la red les será más fácil encontrar información sobre ti y ponerse en contacto si les interesa.

Si hablamos de plataformas, el mejor de los lugares con los que puedes comenzar, es Freelancer, Workana, Upwork, Fiver y Guru. Upwork, Freelancer y Fiver tienen una influencia masiva de trabajo entrante (por lo que la competencia es más grande).

Lo importante es no perder el tiempo y comenzar a buscar y promocionarte en distintos medios, al menos cuando empiezas. Más adelante, puedes encontrar oportunidades con el marketing de boca en boca, porque si tus clientes se sienten contentos con tu trabajo, no tendrán problemas para recomendarte a sus conocidos.

La única desventaja de estos sitios es que 1) tú no controlas tu pago, el sitio recibe algo de dinero primero. Y 2) estás limitado a las personas que utilizan esa plataforma: si la gente no usa ese sitio, no te encontrará. Por eso recomendamos crear tu propio sitio web y promocionarte en blogs, páginas o incluso grupos de Facebook.

La clave es construir y experimentar con variados “canales de oportunidad”. Tu sitio web, sitios de trabajo independiente, paneles de empleo, etc.

 

5) Sé constante

Aquí es cuando comienzas a crecer tus alas y te das cuenta de que no solo se trata de “aquello en lo que eres bueno”, sino también en “¿cómo obtendrás proyectos o clientes?”.

Este es un juego de números, y lo harás mejor cuando tu pitcheo sea de alta calidad. No envíes spam y espere obtener proyectos. Intenta enviar 10 propuestas detalladas y directas por día, mínimo. Pronto, escucharás a los clientes.

6) Entrega el trabajo a tiempo

Dependiendo del tiempo de entrega que estipules con tu cliente para entregar tú trabajo, intenta realizarlo un poco más rápido de ser posible, sin perder la calidad. Y en el peor de los casos, entregar a tiempo. Tus clientes sentirán que no solo eres puntual, pero también eficaz y productivo para ellos.

7) Tu futuro depende de la “confiabilidad”

Los clientes solo desean saber si puedes hacer lo que necesitan que hagas. Piénsalo. Cuando vas a un restaurante, no necesitas saber si la persona que hace tu comida ha ido a una escuela culinaria de lujo. Solo quieres que ellos hagan tu comida bien.

Si has trabajado, pero no como profesional independiente, también tienes experiencia en un rubro, que sería bueno para tu portafolio. Si no tienes muestras de ese trabajo, debes crearlas y comenzar a añadirlas hoy mismo.

 

En resumen, el primer paso es siempre el más difícil. Cree en lo que tienes (experiencia, interés, etc.) y organízate bien conforme a ello. Encontrarás más de un lugar para encontrar clientes, pero debes experimentar con muchos canales, aprender constantemente y siempre seguir trabajando en tu cartera.

Tomará algún tiempo (aunque no siempre) para obtener tu primer cliente. Por lo que, si actualmente sigues trabajando en una oficina, comienza a ahorrar mientras buscas opciones de trabajo independiente.

Y si no estás trabajando, aprovecha el tiempo libre  para darte a conocer y permite que todos (no solo clientes potenciales, sino todos tus conocidos) sepan quién eres, qué haces, lo que ofreces y qué estás buscando ahora mismo. Recuerda que más de alguno puede conocer al menos una persona que esté buscando alguien que ofrezca tus servicios.

1 comentario en “¿Cómo comenzar mi vida como freelancer?”

  1. Excelente información para los que comenzamos en este mundo lleno de oportunidades, como dices lo más importante es comenzar y mantenerse en el camino. Tienes un nuevo seguidor.
    Muchas gracias por la info.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *